Recobro de impagados en Bélgica

Bélgica como muchos otros países europeos se ha visto considerablemente afectada por la actual crisis económica. Bélgica es un país dividido en el que se hablan dos lenguas, el francés y el holandés. Así la manera de hacer negocios y la moral de pagos de ambas partes del país son, como su lenguajes, similares en la parte Valonia a los usos y costumbres de Francia y en su parte Flamenca a los usos y costumbres comerciales de Holanda.

En esta página encontrara información sobre los siguientes temas:
1 Recobro extrajudicial
2 Proceso concursal
3 Embargo preventivo
4 Recuperación de créditos judicial
5 Intereses de demora y gastos de recobro extrajudiciales

1. Recobro extrajudicial

El recobro de su crédito en Bélgica comenzara con una fase extrajudicial. Por medio de recordatorios de pago e intimaciones se tratará que el deudor cumpla con su obligación de pago. En todo momento intentaremos llegar a la solución amistosa del impago o se tratará de acordar un plan de pagos.

Si nuestros intentos de solucionar el impago amistosamente no dan resultado, se pasará a aconsejarle sobre las posibilidades de recuperar el impago por vía judicial. Dependiendo de los costes que conlleve tal vía jurídica, en relación a los posibles resultados o los activos que posea el deudor le aconsejara seguir el impago por vía judicial o no. Si se trata de un crédito impugnado se estudiará la viabilidad del posible proceso judicial informándole de los posibles riesgos del proceso.

2. Proceso concursal

Para pedir el proceso concursal necesario de una empresa en Bélgica debe haberse obtenido un titulo ejecutivo. Por lo tanto, una sentencia favorable en un juicio declarativo ordinario en Bélgica y que no ha podido ser ejecutada por falta de activos será la base para solicitar el proceso concursal necesario. Los costes de esta solicitud son aproximadamente 250 euros.

3. Embargo preventivo

Aunque existe la posibilidad de embargar bienes preventivamente en Bélgica, esta medida cautelar no es muy utilizada en la práctica. Los costes del embargo preventivo pueden llegar a ser considerables y, además, no siempre se llega a obtener el resultado perseguido ya que el juez no siempre concederá el embargo. El embargo preventivo de bienes en Bélgica se aconsejará solamente en determinados casos en los que la cantidad a recuperar sea muy elevada o cuando se tenga certeza que el deudor esta alzando sus bienes.

4. Recuperación de créditos judicial

En Bélgica una reclamación de cantidad judicial se iniciará mediante un juicio declarativo ordinario. En caso de un crédito impugnado el juez una vez de haberse solicitado por las partes planeará una agenda en la que sucesivamente se presentan por escrito las alegaciones de manera que las partes puedan contestar a las mismas. La práctica indica que en muchos casos no el demandado no presenta oposición y se dicta sentencia en rebeldía.

En el caso de créditos internacionales no impugnados puede interponerse un proceso monitorio europeo en Bélgica que dará la posibilidad de obtener un titulo ejecutivo.
Con referencia a las tasas judiciales, podemos indicar que estas son relativamente bajas y no se calculan sobre la cantidad reclamada sino se basan en la competencia del juez belga.

5. Intereses de demora y gastos de recobro

La libertad de contratación entre las partes prevalece respecto a los intereses de demora en Bélgica, también pueden ser regulados por las condiciones generales de contratación que deben haber sido declaradas de aplicación en el contrato entre partes, así como deben haberse puesto en conocimiento de la parte contratante. Si las condiciones generales de contratación no son de aplicación, se acudirá a lo previsto en la ley sobre los intereses de demora en las operaciones comerciales. La ley belga de lucha contra la morosidad en operaciones comerciales del 2002 ha fijado los intereses de demora en 8% anual. En el caso de contratos con consumidores el porcentaje se ha fijado en el 4,25%.

La libertad en la contratación entre las partes rige también en principio con respecto a los gastos extrajudiciales sufridos en el recobro. En el caso de que las condiciones generales de contratación no sean de aplicación o el contrato entre las partes no regule la indemnización de estos gastos, la antemencionada ley de agosto del 2002 ofrece la solución. La ley fija estos gastos de recobro en un 10% de la suma debida.

Si desea recibir mas información sobre recobro de impagados en Bélgica, póngase en contacto con nuestro bufete en el teléfono +34 93 488 15 93 o enviando un correo electrónico a [email protected].
En nuestro bufete trabajan un equipo de abogados, juristas y agentes de recobro de diferentes nacionalidades que pueden atenderle en su idioma. Por la primera consulta telefónica no se carga ningún coste.