Recobro de impagados en Gran Bretaña

En las relaciones comerciales internacionales entre empresas siempre correrá el riesgo de que alguno de sus clientes no pague. ¿Cómo puede evitar que sus clientes ingleses se conviertan en sus morosos ingleses? ¿Qué puede hacer en cada caso en concreto?

En esta página se tratarán los siguientes temas:
1. Envíe un recordatorio de pago
2. Encargo de recobro
3. Recobros en Gran Bretaña
3.1: Recobro extrajudicial
3.2: Recobro judicial
3.3: Proceso monitorio europeo
3.4: Procedimiento ordinario
4. Procesos judiciales y ejecución en Gran Bretaña
4.1: Gastos de recobro extrajudiciales
4.2: Embargo preventivo
4.3: Procedimiento concursal
4.4: Ejecución
5. ¿Necesita consejo para la recuperación de sus impagados en Gran Bretaña?

1. Envíe un recordatorio de pago

El 71% de las empresas en Gran Bretaña tienen impagados. En 2010 se pagaron con retraso, o quedaron impagados, 62 billones de libras se en las operaciones comerciales. Cuando el deudor inglés no page en la fecha de vencimiento acordada es aconsejable enviarle un recordatorio de pago. El contenido de esta carta debe ser conciso y claro, especificando la deuda reclamada, y advirtiendo al deudor de que en el caso de no abonar su impago en la fecha otorgada, el recobro se pondrá en manos de terceros y todos los gastos que se realicen serán sumados a la deuda. No pierda tiempo.

2. Encargo de recobro

Si su cliente no reacciona a sus cartas, actué con rapidez, le aconsejamos que ponga su recobro en manos de Bierens Abogados Gestión de Impagos. Bierens es un bufete de abogados especializado en reclamación de cantidad que cuenta con una sección de recobro especializada en recuperar con decisión impagos de morosos ingleses.

Nuestros empleados dominan a la perfección el idioma de su moroso, al ser el inglés su lengua materna y conocen además tanto la legislación vigente como los códigos sociales y culturales del país. Además el pueden explicarle el desarrollo de su caso en castellano de manera que no existan problemas en la comunicación.

3. Recobros en Gran Bretaña

Existe una diferencia cultural fundamental entre el sistema legislativo continental y el inglés. El sistema legal inglés es neutral en el tratamiento de tanto el acreedor como el deudor, no protege a ninguna de las partes. Una estrategia a medida en los trayectos de recobro de deudas en Inglaterra es necesaria. Una adecuada gestión de créditos y un control de la cartera de deudores son indispensables.

3.1: Recobro extrajudicial
Una vez recibido su encargo, nuestra empresa requerirá al deudor al pago del crédito tanto por escrito como por teléfono. Si su deudor sigue negándose al pago o no responde dentro del plazo otorgado, una vez acordado con usted se interpondrán medidas judiciales.

3.2: Recobro judicial
En Gran Bretaña existen diferentes vías judiciales para la reclamación de cantidad: un procedimiento ordinario y el procedimiento monitorio europeo son posibles. Para ejecutar un crédito en Gran Bretaña siempre se debe disponer de un titulo ejecutivo. Este título puede ser una sentencia o una orden judicial de pago.

3.3: Proceso monitorio europeo
Si el crédito no ha sido impugnado se puede interponer un proceso monitorio europeo especial para estos créditos. Este procedimiento se caracteriza por su rapidez, simplicidad y por la posibilidad de recuperar los gastos de procedimiento. Además con este procedimiento se obtiene un título ejecutivo.

3.4: Procedimiento ordinario
Cuando se trate de un crédito impugnado, se deberá interponer un procedimiento ordinario. En este caso su crédito deberá ser fundamentado y motivado con pruebas.

4. Procesos judiciales y ejecución en Gran Bretaña

Existe una gran diferencia entre la manera de proceder judicialmente en Gran Bretaña y el resto de Europa. A continuación, encontrará una descripción de los diversos procedimientos judiciales y el proceso de ejecución en Gran Bretaña.

¿Tiene un crédito impagado en Inglaterra y no puede evitar interponer medidas judiciales? En la práctica, Bierens Abogados Gestión de impagos intentará, si el caso lo hace posible, interponer un proceso monitorio europeo en su país o en Gran Bretaña.

Si no hay otra opción que litigar en Gran Bretaña (en particular en Gales o Inglaterra) podrá elegirse entre los siguientes procesos dependiendo del caso:
Procedimiento ‘small claims track’ o procedimiento para créditos de escasa cuantía. En él se reclaman créditos de hasta 5.000 £. Si no existe oposición por parte del deudor se obtiene una sentencia en cuatro semanas. Si el deudor se opone el procedimiento llevará más tiempo. Solo una pequeña parte de los costes del procedimiento pueden reclamarse al deudor, por lo que este procedimiento no es aconsejable.
Procedimiento ordinario o “fast track en multi track”, para las reclamaciones que superen la cantidad de 5’000 £. En este procedimiento puede obtenerse rápidamente una sentencia si el demandado no presenta oposición, si el deudor se opone, el procedimiento será más largo al tener que tratarse tanto por escrito como en vistas orales, y puede llegar a durar de uno a dos años.

4.1: Gastos de recobro extrajudiciales
La legislación británica ofrece la posibilidad de exigir gastos de recobro al deudor pero se limitan a un máximo de 100,00 £.

4.2: Embargo preventivo
En Gran Bretaña, en particular Inglaterra y Gales, existe la posibilidad de solicitar al juzgado el embargo preventivo de bienes del deudor llamado Freezing Injuction”. Sin embargo, en la práctica, el embargo preventivo presenta más dificultades que en la teoría. Esta medida preventiva se considera muy drástica y solamente es concedida por los juzgados cuando se presentan conjuntamente argumentos de mucho peso. El requisito principal es que exista el riesgo real y probado de que el deudor se esta deshaciendo de sus activos intencionadamente y que para cuando se quiera ejecutar la sentencia esta no conlleve la satisfacción de la deuda por falta de bienes. Si una vez otorgado y ordenado el embargo, éste resulta haber sido solicitado infundadamente, el peticionario deberá resarcir al que lo sufre con una indemnización por daños y perjuicios. El embargo de los bienes puede realizarse en un entorno global de ahí el nombre que se le otorga en Gran Bretaña “bomba atómica del procedimiento judicial”. Debido a estos requerimientos tan estrictos para la concesión de un embargo preventivo, en la práctica raramente se solicita.

4.3: Procedimiento concursal
Si el crédito reclamado en Gran Bretaña no es impugnado, el acreedor puede solicitar al juzgado que reclame el pago al deudor por medio del llamado “ Statutory Demand”. Si el deudor no realiza el pago dentro de los 21 días siguientes a esta orden, se supone que el deudor es insolvente y existe la posibilidad de solicitar ante el juzgado la quiebra del deudor. Una alternativa para poder requerir la quiebra, sería obtener una sentencia para, a continuación, presentar la solicitud de procedimiento concursal necesario como medio de presión a la hora de ejecutar la sentencia. Por lo general, el juez estará solamente dispuesto a declarar al deudor en quiebra una vez otros medios de ejecución hayan resultado ineficaces.

4.4: Ejecución
La ejecución de sentencias o títulos ejecutivos extranjeros se realiza en Gran Bretaña por medio de los Tribunales. Las sentencias se ejecutan por agentes judiciales u otros que desempeñen una función similar. El procedimiento ejecutivo puede llegar a tener una larga duración y conllevar gastos considerables.

5. ¿Necesita consejo para la recuperación de sus impagados en Gran Bretaña?

Para más información póngase en contacto con nuestro departamento especializado en recuperación de deuda en Gran Bretaña llamando al teléfono +34 93 488 15 93 o envíe un correo electrónico a [email protected].